Sexualidad /
lunes, 2 noviembre 2015

El poder de las caricias: 10 lugares donde nos gustan que nos toquen

Etiquetas: , , , , , , , ,

Las mayoría de las mujeres amamos las caricias, y éstas son parte fundamental de la relación de pareja y de la intimidad. A veces nos relajan y otras veces nos prenden y excitan, pero lo cierto es que los hombres deben saber cuáles son esos lugares donde a nosotras nos gusta que nos toquen o que nos acaricien.

Los 10 lugares favoritos de las mujeres para recibir caricias

Esta información va dirigida para todos los hombres que quieren que sus mujeres disfruten el doble a través del poder de las caricias. Hay varios lugares y para todos los gustos.

1. Espalda: Voltéala boca abajo y pasa tu lengua suavemente por su espalda, iniciando por la nuca hasta llegar a los glúteos. Apenas roza su piel y hazle sentir tu respiración.

2. Cuello: No olvides esta importante parte del cuerpo. Tócalo con las manos, con la boca… A cualquier mujer le encantará que le hagas caricias en el cuello. Bésala y muérdela.

3. Orejas: Susúrrale algo sexy y luego humedece tus labios para deslizarlos por toda su oreja. No olvides mordisquear suavemente, mientras pasas tus dedos sobre su cabello.

4. Cabeza: Ya que estás tan cerca, acaricia su rostro con tus dedos pulgares; después usa la mano para darle un pequeño masaje suave en la cabeza. Hazlo mientras ella se recarga en tu pecho y nota cómo se relaja.

5. Manos: Ahora que está acostada toma sus manos y coloca sus palmas frente a ti para que empieces a frotarlas con los pulgares y con el resto de los dedos acaricia la otra parte de la mano. Cuando menos lo espere, mete su dedo medio en tu boca y chúpalo suavemente. Después ella podría hacer lo mismo… con otras partes.

6. Muñecas: Éstas y los antebrazos serán una forma de relajarla mientras le habla tal vez de algo importante; luego empieza a usar la boca, los labios, los dientes y la lengua.

7. Pies: Tampoco te olvides de los pies; puedes poner de excusa que es un masaje para ayudarla a relajarse de su día, pero esto te puede llevar a tener grandes dosis de placer. La idea es que utilices algún aceite y frotes cada uno de sus dedos con bastante presión para evitar las cosquillas. Luego puedes empezar a subir…

8. Tobillos: Sigue con esta parte, verás que las caricias empiezan a ser cada vez más estimulantes; puedes colocar sus tobillos en tus hombros y frotarlos fuertemente. Si haces pequeños círculos con los dedos lograrás que la temperatura empiece a subir.

9. Muslos: Y es entonces es momento de llegar a las piernas; ábrelas y acaricia la parte interior y exterior de los muslos, con los dedos y también con los labios, sin dar mordidas y alejándose de las vagina durante un momento hasta que creas que es el tiempo adecuado para pasar la lengua suavemente por los labios mayores de su vagina y luego terminar con una sesión de sexo oral.

10. El abdomen y la parte trasera de las rodillas: también son zonas erógenas que puedes besar y lamer, pero con mucho más cuidado porque es una parte mucho más sensible, pero que también puede traer placer. Juega con la lengua, usa tu imaginación y sácale provecho a las caricias.

Fuente: 25segundos.com

Foto de: actitudfem.com

Leer articulo completo

Comentarios

Video Destacado

Lo que podría gustarte