Lo más reciente! / Mujer Actual /
jueves, 30 abril 2015

Ideas para ahorrar en el supermercado

Etiquetas: , , , , ,

Siempre digo la típica frase, “esta vez gastaré lo justo y necesario”, pero igual salgo con un carro totalmente repleto comprando impulsivamente. El truco está  en organizarse y planificar el menú de la semana para que no sobre ni falte nada.

¿Cómo podemos ajustar el presupuesto y hacer que tu dinero rinda? Pon atención a estas buenas ideas.

Planifica tus comidas y tus compras con anticipación: Saber cuáles serán tus comidas de los próximos días te puede ayudar  para saber qué alimentos necesitas tener en tu resfrigerador. Arma una lista de compras antes de salir de casa y  revisa que necesitas y que tienes para no comprar lo mismo.

Elige el  día con más ofertas de la semana: Organizate, compara precios. Averigua qué días tienes más  descuentos en cada supermercado.

Anda sola y sin hambre: Así evitarás sentir la tentación de comprar alguna cosa que tu amiga o compañía compre para sí. También intenta ir sin tus hijos, ya que si están ellos será muy fácil ceder ante sus pedidos. Además, es importante que cuando llegues al local no estés con hambre, porque si no, todo te parecerá muy tentador.

 Olvídate del carro si puedes: Opta por la canasta de mano o la bolsa de compras. ¿Por qué? Los grandes carros te incentivan a llenarlos de cosas. Una canasta pesada puede funcionar como un alerta ante productos innecesarios. Además, evitará la tentación de pasear por los pasillos y te dirigirás antes a las cajas: cuanto más tiempo te quedes en el local, aumentarán las probabilidades de que gastes más dinero.

Has que la lista de compras sea un ritual: No te desvíes de la lista. Es difícil, pero se puede, lo mejor es comprar lo que habías previsto y luego ya en casa, investigar sobre esas tentaciones para evaluar si vale la pena comprarlas. Esto, definitivamente, evitará que hagas compras imprudentes e impulsivas.

Sé flexible: No te obsesiones con una marca, no es necesario que seas leal a un determinado producto. Si realmente quieres ahorrar dinero, date la oportunidad de experimentar con productos en oferta, marcas genéricas o aprovechar los diferentes descuentos. Así, incluso, podrías descubrir una nueva marca que te guste.

 Resiste  a las “grandes ofertas” de productos que no necesitas en tu lista: Si el producto en promoción no está en tu lista ni es algo que suelas usar. Entonces, ¿estás realmente ahorrando o estás agregando productos que no necesitas?

Pon atención a las fechas de vencimiento. No sólo para evitar productos malos o vencidos,  sino para comprar aquellos que realmente vayas a consumir dentro de la fecha de vencimiento. Por ejemplo: si un pote grande de queso crema vence en una semana y vives sola lo más probable es que lo pierdas.

 Pon en práctica comparar, cocinar y congelar. Cuando cocines mucha cantidad, congela el excedente de lo que prepares en casa. Esto te servirá para armar platos para llevar al trabajo o para comer esos días que llegas tarde y con hambre. Así no sólo ahorras dinero, sino también mucho tiempo.

¿Tienes algún truco que nos enseñes?

Periodista: Andrea Neumann

Foto y fuente de: www.lavidalucida.com

 

Leer articulo completo

Comentarios

Video Destacado

Lo que podría gustarte