Lo más reciente! / Viajes / Vida Gourmet / ¡Datos y Panoramas! /
miércoles, 4 diciembre 2019

La Fontana Steakhouse es una joyita ubicada en Doral, Miami

Etiquetas: , , ,

Ya en varias ocasiones hemos hablado sobre el turismo en Miami y como, por lo general, la gente que viene de vacaciones se limita a ciertas zonas. Así es como muchos se alojan en la playa, pasean por Wynwood o van de compras a Sawgrass Mills Mall. Pero quiero contarte hoy sobre un barrio diferente, que ha crecido mucho en los últimos años. Conocido como Doral y aunque no es un sector nuevo, éste se ha desarrollado gracias a la llegada de venezolanos y colombiano que han establecido ahí sus hogares y a su cercanía con el aeropuerto principal de la Ciudad del Sol. Acá además podrás encontrar buenos precios en hoteles y un gran desarrollo en entretención y restaurantes.  Y es aquí donde encontré esta pequeña joyita llamada La Fontana Steakhouse .

Como su nombre lo dice La Fontana es un restaurante de carnes (steakhouse), pero la inspiración principal se basa en mezclar comida italiana con sabores latinos. Ubicado en un strip center a pocas cuadras de la Turnpike, éste es uno de esos lugares que te hacen decir “WOW”. Con una decoración más bien clásica, tipo bar inglés. Ya sabes con murallas de ladrillos y butacones de cuero. La música, a diferencia de muchos otros lugares, no es estridente y, por el contrario, muy agradable. Esas tonadas de los años dorados (goldie oldies) que te hacen danzar en silencio. Comer acá es un verdadero placer y una sorpresa a la vez.

De verdad, yo no sabía qué esperar de este restaurant. Había escuchado de su hermana italiana “La Fontana”, pero nunca la había probado así es que me vine a ciegas, podríamos decir.  Y a veces  lo mejor que te puede pasar es no tener expectativas. Para mí este lugar se divide en dos partes, ninguna mejor que la otra. Si no por el contrario ambas muy buenas y que se complementan a la perfección. La primera es la originalidad y excelencia de los cócteles y la otra la calidad de su propuesta de comida.

Nuestro festín comenzó con The Beef Marinara Rustic Bread (USD19), un pan casero relleno con una mezcla de mozzarella, fontina y queso parmesano, servido con salsa marinara. Un plato que perfectamente podría servir de principal, ya que la cantidad de carne que trae es abundante y la salsa no tiene ese gusto ácido, que desde mi punto de vista, separa a los buenos restaurantes italianos de los malos. Junto con esto nos trajeron The Salmon Twist (USD14,5), un Tartar de salmón con alioli de ajo, servido con salsas de maracuyá y guayaba sobre trozos de Burrata. Lo interesante de éste sin duda eran las alcaparras fritas y los chips de ajo. Sin embargo, yo potenciaría más las salsas frutales, que desde mi punto de vista son un gran aporte, pero su sabor se pierde con tanto ingrediente.

Hasta acá iba todo bastante bien, pero cuando nos sirvieron el plato principal, tuvimos ese momento “wow” en el que agradeces haber manejado casi 40 minutos para llegar acá. Nos trajeron un Rib eye, que tenía 28 días de maduración y estaba tan blanda y sabrosa que era casi de otro mundo. La carne venía acompañada de tres salsas: Barolo (Vino tinto producido en la región del Piamonte de Italia), Woodford (whisky de bourbon puro producido en el condado de Woodford, Kentucky) y una  Demi-Glace. Y para acompañar esta preciosura, un Risotto de Trufas, que terminaron frente a nuestros ojos. Una mezcla ideal de suavidad y sabor.

Y como yo digo “para el postre siempre hay espacio”. Por lo que nos sirvieron la estrella de la casa: The Giant Pavlova (20 USD) con suspiro de pistacho y frutas rojas. Yo nunca he sido muy fanática del merengue, pues se me hace aburrido, pero en este caso la salsa del fruto seco era de una textura y consistencia increíble. Imagínense como una nutella, pero verde. Fue tanto lo que me llamó la atención que le pedí al chef que me contará de su preparación, pero me dijo que era «secreto de la casa».

Por su parte, la carta de cócteles es ambiciosa y muy creativa. Desde los nombres hasta las infusiones fueron creadas para este restaurante. Si hasta el menú tiene ese toque que hace que las cosas sean especiales: cada trago muestra el vaso en que viene servido. En esta ocasión me acompañó mi amigo, Lio, que resultó ser la compañía perfecta y, a pesar de que ambos dijimos que no íbamos a tomar, terminamos probando cuatro opciones diferentes. Era imposible no tentarse con tanta maravilla. Pero si no te gusta experimentar con los tragos  puedes pedirte el clásico mojito o el Mule, que tan de moda está en Miami.

Pero si te gusta probar cosas nuevas y te atreves a experimentar, te recomiendo que pruebes el Pancho Villa Threat (USD14) que contiene Tequila, chile jalapeño y fresno, jarabe casero de piña y sriracha, lima y un borde de azucar picante. La verdad es que ambos nos enamoramos de este trago. Es la mezcla perfecta entre alcohol, acidez y picante. Un sabor que explota en el paladar.

Sin embargo, si no te gusta el tequila puedes probar el  Italian Mule (USD15) Vodka mezclado con Campari, Salsa de Pepino, menta y cerveza de jengibre; The Black Hand (USD16) Mezcal negro infundido con piña asada y chile jalapeño mezclado con jarabe de mango y agave, oscurecido con carbón activado y un borde de sal o el Southern Field French Press. (USD18) Jarabe de durazno casero fresco mezclado con tomillo, whisky escocés y un dulce oporto en una cama de almendras tostadas. Este último es servido en una cafetera de prensa francesa para aumentar los sabores. La verdad es que da igual lo que elijas siempre encontrarás algo que te sorprenderá. Y su barman, que es un tipo muy apasionado, te ayudará a elegir.

Por último, les quiero recomendar el Menú de Almuerzo (valores entre USD9,99 y USD14,99), en el cual los platos son tal vez un poco más pequeños, pero suficiente para esa hora. Y además, con la promesa de que se tardan sólo 10 minutos en prepararlos. Y por otra parte, no se pueden perder el Happy Hour.  Con estos tragos a mitad de precio, mejor consigue alguien que maneje de vuelta.

Joanna Wurmann, satisfecha corresponsal de Mujer y Punto en Miami.

http://lafontanasteakhouse.com/
4285 NW 107th Ave
Doral, FL 33178
786-409-4793

Leer articulo completo

Comentarios

Video Destacado

Lo que podría gustarte