Sexualidad /
viernes, 18 diciembre 2020

¡No se puede detener, no se detiene! He aquí cuantos orgasmos puedes tener

Etiquetas: ,

Si tienes vagina, conoces la gloria del orgasmo femenino. ¿Pero sabías que puedes tener más de un clímax por sesión? Es una gran noticia, porque lo único mejor que un orgasmo son los orgasmos múltiples.

Pero ten en cuenta que lo importante es la calidad sobre la cantidad. Aun cuando no puedas lograr múltiples orgasmos cada vez que tienes sexo, la experiencia puede ser espectacular.

Aquí están los detalles sobre cómo multiplicar tus orgasmos.

¿Son normales los orgasmos múltiples?

Los orgasmos múltiples son bastante comunes. Un pequeño estudio mostró que un tercio de las personas participantes informaron experimentarlos. Pero ten en cuenta que todas somos diferentes. Tal vez lograr solo uno sea suficiente para ti. Pero bueno, ¡vale la pena intentar duplicar tu inversión!

¿Por qué me cuesta tener orgasmos múltiples?

Inmediatamente después de un orgasmo, tu cerebro envía una ráfaga de neurotransmisores para ayudar a tu cuerpo a estabilizarse. Después de que has acabado, tu vagina pasa por algo llamado período refractario (también conocido como etapa de resolución).

Este es el tiempo entre el clímax y cuando te excitas de nuevo. Una vez finalizado el período refractario, es mucho más fácil volver a retomar el juego.

Los períodos refractarios varían mucho de una persona a otra. Pero, en promedio, las mujeres demoran menos tiempo para alcanzar el clímax de nuevo que los hombres. La etapa de resolución femenina suele durar unos minutos. Sin embargo, para algunas afortunadas, esta solo dura unos segundos. Los períodos refractarios tienden a alargarse a medida que se envejece.

Estos son los 13 beneficios de los orgasmos

Pilas sobre pilas sobre pilas

Los orgasmos múltiples son secuenciales y están separados por entre dos y diez minutos. Cada uno de ellos es independiente y es único. Estos son diferentes de los orgasmos encadenados, los que tienen lugar cada pocos segundos o, máximo, un minuto. En ocasiones, pueden parecer un único orgasmo que se extiende en el tiempo, con espasmos cuya intensidad es variable.

¿Sabes qué es mejor que un panqueque? Una pila de panqueques. Cuando tienes orgasmos continuos que vienen como una serie de ondas, eso es un orgasmo encadenado. Estos son más difíciles de lograr, pero vale la pena el esfuerzo.

Cómo tener orgasmos múltiples

Los orgasmos múltiples pueden llevar algo de tiempo y práctica. Aquí hay algunas técnicas para llevar tu potencial de placer al siguiente nivel.

Llévalo al límite

Este método es cuando dejas de hacer lo que estás haciendo justo antes de acabar. Espera unos minutos cada vez que estés a punto de alcanzar el clímax. Esto le dará a tu cuerpo la oportunidad de reiniciarse y calmarse. Repite este ciclo hasta que no puedas soportarlo más. Explotarás de la mejor manera posible.

Exploración corporal

Según la cultura pop, se espera que las mujeres vengan en el momento en que son penetradas o estimuladas. Pero si tienes vagina, sabes que normalmente este no es el caso. La mayoría necesita estimular su clítoris para llegar al clímax. Pero eso no significa que debas ignorar otras zonas erógenas.

Mientras acumulas el placer, puedes realizar otras actividades que te exciten. Toca tus pezones, acaricia tus muslos y frota muy suavemente tu clítoris. El juego anal también puede llevar a tener orgasmos internos.

Porque el control es importante

El control del orgasmo puede conducir a orgasmos múltiples y más fuertes. También ayuda a aumentar tu resistencia para que puedas lograr mejores orgasmos con el tiempo.

Solo recuerda, cuanto más desarrolles las sensaciones, más sensibles se volverán tus terminaciones nerviosas. Incluso un ligero masaje en el clítoris puede llevarte al límite.

Creo que puedo, creo que puedo…

¿Recuerdas cuando todo el mundo hablaba de El secreto? Esa es la filosofía de manifestar algo que quieres que exista pensando mucho en ello. Cuando se trata de acabar, esto puede funcionar. Si te dices a ti misma: «Voy a venir y va a ser fantástico», es más probable que logres un orgasmo.

Esta mentalidad también puede ser muy empoderadora. Cuando estableces claramente cómo quieres echar un polvo, definitivamente te espera una experiencia increíble, incluso si estás jugando sola.

Ejercicios de Kegel

Esto es cuando aprietas los músculos pélvicos. Simplemente contrae los músculos durante unos 20 segundos varias veces al día. Esto aumentará la fuerza y ​​la sensibilidad de tu vagina mientras te ayuda a perfeccionar tus habilidades de eyaculatorias

Un suelo pélvico potente también puede acortar tu período refractario. Además de los beneficios atractivos, los ejercicios de Kegel pueden ayudarte a controlar la orina.

Es posible que desees invertir en algunas bolas de Kegel, estas no solo te ayudarán a fortalecer tus músculos, algunos de ellos también funcionan como vibradores.

Los Kegel también te pueden ayudar con ¿Qué es el squirting y cómo lograrlo?

Evita mover el frijol

Cuanto más tiempo te abstengas de la masturbación o el sexo, más fácil será acabar una vez que finalmente lo hagas. Con esta mayor sensibilidad, puedes venir más fácilmente y multiplicar tus orgasmos.

El tiempo pasado en autoaislamiento sexual puede variar de persona a persona. A veces, unos días bastarán. Para otros, lleva más tiempo.

Cómo hacer que seas feliz

Si quieres probar los múltiples, recuerda que se trata de sentirte bien y divertirte. Si comienzas a estresarte cuando no acabas lo suficientemente rápido, simplemente te volverás loca. Con eso en mente, pruebe esto:

Ten tu primer orgasmo. En lugar de detenerte, no le des tiempo a tu clítoris para tomar un descanso.

Empieza a estimularte de nuevo. Es posible que desees variar la técnica para darle un poco de sabor. No te detengas hasta que sientas que comienzas a acercarte a otro O.

Cada vez que acabes, trata de mantenerte excitada. El truco para acumularlos es alargar los buenos tiempos. Deberías tener una ola de orgasmos continuos.

¿Existe algún riesgo?

Diablos no. De hecho, tener orgasmos múltiples o eyacular puede ser fantástico para tu salud mental.

Solo ten en cuenta que, si frotas agresivamente, puedes dañar tu clítoris. También puedes sentir dolor por la penetración después de una larga sesión. Puedes usar lubricante para evitar que esto suceda. La fricción no es la mejor amiga de la vagina.

El gran final

Las múltiples sesiones de clímax son una bomba. Pero no todo el mundo puede acumular orgasmos. ¿Y sabes qué? Está bien. Simplemente escucha a tu cuerpo y no tengas miedo de probar algo nuevo.

Al final, se trata de maximizar tu placer y liberar el estrés. Incluso si no llegas a los Himalayas siempre, la masturbación y el sexo pueden ser un buen momento.

Fuente: greatist.com

Leer articulo completo

Comentarios

Video Destacado

Lo que podría gustarte