Lo más reciente! / Sexualidad /
lunes, 30 abril 2018

¿Puedes construir una tolerancia/resistencia al orgasmo?

El cuerpo humano es una cosa increíble. Se puede ajustar a su entorno y acumular tolerancias para protegerlo. Desarrollamos callos para proteger nuestros pies si comenzamos a correr o andamos descalzos. Somos capaces de sentir músculos que no sabíamos que teníamos si comenzamos a trabajarlos de diferentes maneras.

Pero, ¿puede suceder lo mismo en el dormitorio? ¿Es posible desarrollar una tolerancia a los orgasmos? Si nos involucramos en relaciones sexuales regularmente, ¿comenzará a llevarnos más tiempo llegar al clímax? Todos hemos escuchado las bromas sobre cómo tomará solo unos segundos para llegar al clímax si no hemos “tenido sexo en mucho tiempo”, pero ¿funciona al revés?

Todos son diferentes

Los orgasmos son de diferentes maneras y tienen un “tiempo refractario” diferente, otro término para el tiempo de recuperación necesario entre los orgasmos. Solo porque tú necesitas un día y tu pareja solo necesita unas pocas horas para tenerlo, no significa que haya algo malo en uno de ustedes. Pero lo importante aquí es que el período refractario no es una indicación de desarrollar tolerancia a los orgasmos; es solo parte del proceso.

Aunque los períodos prolongados de abstinencia probablemente no ayuden mucho, tomar un descanso breve de algunos días puede ayudarte a alcanzar el clímax en el momento en que te sientas cómoda.

Conoce tu cuerpo y mente

Hay muchos factores que intervienen en tener un orgasmo:

Primero, los orgasmos también son mentales. Si una persona siente que tarda más en alcanzar el clímax, lo cual no es raro, es probable que esté “demasiado concentrada en el orgasmo mismo”. Si comenzamos a pensar demasiado, “perdemos la sensación real en nuestro cuerpo“, ya que no podemos relajarnos “en la sensación”, y la energía orgásmica no puede fluir, ya que los orgasmos ocurren en la intersección de los niveles altos excitación y alta relajación.

Deja caer la expectativa

La mejor manera para que llegues al orgasmo es no esperar uno. Por ejemplo, las personas que tienden a experimentar orgasmos con frecuencia y facilidad pueden tener esta expectativa de que su cuerpo va a responder de la misma manera cada vez que tienen relaciones sexuales, lo que no es cierto. Y al no obtenerlo y haber pensado en que lo tendria, puede conducir a la decepción, lo que afecta la capacidad del cuerpo para relajarse.

Sólo respira

La respiración es una excelente manera de mover la energía sexual alrededor del cuerpo, especialmente durante los altos niveles de excitación. Aguantar la respiración es algo que muchas personas hacen cuando esperan alcanzar el clímax, pero en realidad lo impedirá atrapando la energía en los genitales.

Suficientes cosas en la vida tienen grandes expectativas. La mejor forma de lograr un gran orgasmo es bajar la tuya y relajarte sin intentar alcanzar el clímax.

Entonces, si estás teniendo problemas para alcanzar el orgasmo, es probable que no hayas desarrollado una tolerancia hacia ellos. Tu mejor opción es tomarte este tiempo para prestar más atención a tu cuerpo y centrarte en lo que funciona para ti y disfrutarlo a la hora del orgasmo.

 

¡Te invitamos a visitar nuestro canal de Youtube!

No olvides seguirnos en nuestras redes sociales Instagram y Facebook 

Leer articulo completo

Comentarios

Video Destacado

Lo que podría gustarte