Celebrities / Destacados / Lo más reciente! /
martes, 3 mayo 2016

Ryan Reynolds escribió una carta conmovedora a su fan para despedirse

Etiquetas: , , ,

Ryan Reynolds es un conocido actor de Hollywood el cual todas las mujeres aman: tiene buen cuerpo, lindos ojos y se ve que explota mucho carisma, pero lamentablemente hoy no hizo noticia por verse bonito. Él tenía una amistad con su fanático número 1 llamado Connor McGrath, un niño canadiense de solo 13 años que estaba luchando contra el cáncer, el cual adoraba a su personaje Deadpool (película que protagonizó Ryan Reynolds) y juntos comenzaron a formar una amistad.

ryan reynolds

Imagen: Fuente.

Ryan Reynolds: Fuerte por fuera, suave por dentro

Fue gracias la Fundación Pide un Deseo que ambos lograron conocerse mientras McGrath seguía luchando contra su enfermedad. Ambos continuaron haciendo una vida de risas para nunca olvidarse del otro y así participaron en distintas actividades: Ryan Reynolds lo visitaba y veían películas, jugaban o comentaban cosas de ellos.

ryan reynolds

Imagen: Fuente.

Tras una dura y larga batalla contra la enfermedad, Connor fallecío esta semana. Una situación muy triste para Ryan y para la familia del pequeño. Es por eso que Reynolds quiso rendirle un homenaje de una forma muy tierna y decidió escribirle una carta llena de sentimientos. Esta ya se hizo viral en internet y tiene a todos en las redes sociales hablado.

ryan reynolds

Imagen: Fuente.

«Durante tres años seguidos, mi amigo Connor McGrath pateó al cáncer… No estoy seguro de cómo… tal vez el cáncer hizo trampa… pero la lucha llegó a su fin hace dos noches.

Ni en mis sueños más salvajes puedo imaginar lo duro que es esto para sus padres, Kim y Gerald, junto a su gran familia en Terranova. Connor tenía 13 años. Pero este chico… era inteligente. Era divertido. No solo divertido «para ser un niño», o divertido «para ser una persona que lucha contra algo horrible». Era rotundamente divertido. Tenía… eso. Eso que ves en los grandes artistas o escritores de comedia. Un don de palabra y de observación con el que la gente simplemente tiene la suerte de nacer.

Se fue demasiado pronto y eso es algo imposible de aceptar. Connor fue un gran amigo, un gran hijo y una luz para la gente que tuvo la suerte de conocerle. Mientras golpeaba repetidamente al cáncer, hacía reír a todos. Incluyendo a todo el personal que cuidó de él en el Hospital Infantil Edmonton’s Stollery.

Fue la Fundación Pide un Deseo la que nos unió. No puedo agradecérselo lo suficiente. En serio. Gracias. Debido a este deseo, Connor fue la primera persona que vio Deadpool. Viajé hasta Edmontono, Alberta, para sorprenderle con un primer corte de la película. Aún había mucho por perfeccionar, bromas que no funcionaban (ni funcionan todavía) y pantallas en verde. A Connor no pareció importarle. Y nunca me sentí más afortunado de ser Wade Wilson. ***Antes de lanzaros a mi cuello por mostrar a un chico de 13 años una película de clasificación R, debéis saber que este niño conocía más palabrotas que un chef británico.

Volví a Edmonton hace seis semanas y me gustaría poder decir que las cosas estaban mejorando. Después de mi visita, no sabía si estaba diciendo «adiós» o «hasta luego». Ahora, aquí sentado, me doy cuenta de que eran ambas cosas. Estoy agradecido por haber estado en el mundo de Connor durante un breve tiempo. Agradecido por las páginas y páginas de mensajes desternillantes entre nosotros. Agradecido a sus padres por dejar a Connor pasar tiempo con un niño malhablado en el cuerpo de un hombre de 39 años.

Llamaba a Connor «Bubba». Y él me llamaba a mí «Bubba 2». Nos conocimos porque le encantaba Deadpol, pero en cierto modo él ERA Deadpool. O, al menos, todo lo que Deadpool aspira a ser: dolor equilibrado, valentía, amor y un sórdido sentido del humor, todo en uno. Me encantaría que hubiera podido quedarse mucho más tiempo.

Si queréis hacer un donativo a la Fundación Pide un Deseo, puedo casi garantizar que vuestro dinero irá a un buen sitio. Es gente heróica. Punto y aparte. Mis más profundas condolencias y agradecimientos a Kim, Gerald y a todo el clan McGrath, que tanto amaba a este niño. Y, por suerte, Connor lo sabía.

Nos vemos en el camino, Bubba».

¿Qué piensas sobre esta carta?

Por: Catalina Grez M.

Imagen: Fuente.

Leer articulo completo

Comentarios

Video Destacado

Lo que podría gustarte