Sexualidad /
domingo, 16 diciembre 2012

Sexo con Dolor… ¿Qué Hacer?

Etiquetas: , , , ,

 

Se estima que el 17% de las mujeres que consultan por una disfunción sexual sufren de Vaginismo, lo bueno es que este problema SI tiene solución.

Para algunas mujeres la relación sexual les resulta dolorosa, pudiendo experimentar sensación de ardor, presión, quemadura, etc, haciendo a veces que resulte imposible la penetración vaginal. Esto se llama vaginismo y es  definido como una contracción involuntaria de la musculatura del tercio externo de la vagina, pelvis y muslos en respuesta al intento de penetración.

La Dispareunia es el dolor durante o después del coito y puede deberse a múltiples factores, ya sea irritativos, inflamatorios u infecciosos. «No hay cifras que den cuenta del problema, porque suele ser un secreto que se comparte sólo con la pareja», nos relata Odette Freundlich, Kinesióloga especialista en Disfunciones sexuales y del Suelo pelviano y además Directora del Centro Miintimidad.

«Las mujeres suelen ignorar que padecen de Vaginismo y  demoran, en promedio, 4 años en consultar» nos comenta. En general las mujeres que sufren de esta condición, tienen fobia a la penetración, temor al examen ginecológico, pánico a mirarse o explorar su zona genital e imposibilidad de introducirse un tampón.

Este problema puede producirse por una educación restrictiva (tanto en el hogar como en el colegio), miedo al dolor, temor al embarazo, primera relación sexual dolorosa,  falta de educación sexual, inhibición  sexual, conflictos sicológicos.

El tratamiento se puede hacer en pareja y es multidisciplinario, sostiene la kinesióloga. Idealmente en la terapia deben participar un kinesiólogo especialista en disfunciones sexuales, un ginecólogo y terapeuta sexual.

“En promedio son 10 sesiones una vez por semana. Y la mejoría es de un 100%. Lo único que se requiere es que las personas sigan las instrucciones y asistan a la terapia». La terapia consiste, en primer lugar, en educar sobre la anatomía sexual,  cambiar los pensamientos erróneos, desensibilización frente al temor a la penetración, integración del área genital al resto del cuerpo.

Junto con ello se realizan ejercicios para mejorar la relajación de la musculatura vaginal, disminuir el dolor, mejorar la elasticidad de los tejidos y aumentar la amplitud vaginal. Lo importante es que el Vaginismo SI tiene tratamiento, breve y efectivo, por lo que hay que atreverse a consultar.

Datos de la Especialista:

Odette Freundlich

Kinesióloga especialista en disfunciones del suelo pelviano y sexualidad.

Directora del Centro Miintimidad.

www.miintimidad.cl

www.vaginismo.cl

Leer articulo completo

Comentarios

Lo que podría gustarte