Lo más reciente! / Reviews / Viajes / Vida Gourmet /
martes, 13 agosto 2019

The Gabriel: el hotel con la mejor ubicación en Downtown Miami

Etiquetas: , , ,

Todos necesitamos vacaciones, incluso aquellos que vivimos en Miami. Yo sé que esta ciudad es lo más cercano al paraíso y el lugar dónde muchos de ustedes sueñan con vacacionar, pero el estrés y la rutina nos pega a todos. Así es que cuando recibí la invitación para conocer el recientemente abierto Hotel The Gabriel, disfrutar de su spa y de una sabrosa comida en el restaurant Cultura, me alegré muchísimo.
La idea era conocer tres de las propuestas que la  Oficina de Convenciones y Visitantes de Miami (GMCVB), tiene dentro de su “Programa Tentaciones” (*). Éste consta de siete promociones temáticas durante el año. Y agosto es lejos el mejor de todos ya que se juntan las ofertas en spas, hoteles y mi favorito, los restaurantes (Spice Months).


El sólo hecho de salir de tu casa maleta en mano con un día por delante lleno de relajo, masajes, piscina y comida, es lo más parecido a lo que yo definiría como descanso. Aunque para llegar hasta allá debía tomar la caótica 95, al entrar a la bahía de Biscayne, la vista me hizo olvidar toda la tensión y malos ratos. Qué belleza de escenario!!!. Claramente, uno de los mejores atributos que tiene The Gabriel es, sin duda, su ubicación. Location, Location, Location, diría un marquetero!!!

Toda la entretención de la ciudad la puedes encontrar en los alrededores del Hotel. Si quieres ver un ballet, una ópera o un concierto, el Centro de Artes Escénicas de Adrienne Arsht y el AmericanAirlines Arena están a pocos pasos; los Museos de Ciencias Phillip and Patricia Frost y  el  Perez de Arte quedan cruzando la calle. Si deseas caminar y conocer un poco más allá de Downtown, Wynwood, el Distrito del Diseño e incluso la Pequeña Habana están a un Uber de distancia. Y para qué hablar de los restaurantes. Además del Cultura, que está en el primer piso, tienes decenas de lugares de renombre internacional en los alrededores.


Volviendo al hotel, su decoración es una mezcla de toques modernos, atrevidos cuadros, y mucha madera. Limpio en su propuesta decorativa y aprovechando lo último en tecnología, este integrante de la Curio Collection de la Hilton(**) no decepcionará a nadie. Con una piscina infinita y un bar en rooftop; un spa y una biblioteca donde leer mientras te tomas un café, no hay nada que te pueda faltar en este lugar. Miami es mucho más que una playa bonita y hay mucho que hacer.

Al subir  al cuarto descubrí un amplio y luminoso dormitorio con vista a La bahía de Biscayne, con sus cruceros, el mar azul, la arquitectura maravillosa de downtown y el perfil de Miami Beach se siente como una bendición. ¿Qué más podía pedir? Imagínense bañándose con ese paisaje o tomar un vino blanco en el balcón privado… era de ensueños. Lo único que no me gustó fue que el baño no tiene puerta, sólo una cortina. Por lo que cada vez que alguien se levanta en la noche, la luz y el ruido despiertan al acompañante. No entendimos nunca la lógica, pero igual esa mezcla de madera con blanco es muy relajante.

Un detalle que me emocionó (y casi me hace llorar) fue encontrar un espacio dedicado para mi perrito, con platos de comida, lugar para dormir y hasta un juguete. Una pena que mi Loky no hubiera estado conmigo.

Por la noche estábamos invitados a comer en el Restaurante Cultura. A cargo del Chef Fabian Di Paolo, éste ofrece una fusión de comida latina mezclada con inspiración mediterránea. Una opción perfecta para quienes van a ver alguna obra al Arsht center o algún concierto en el American Arena. Ya que ofrece Happy hours (copa de vino USD8; Cervezas, USD5 y Picoteo USD5) para antes de los espectáculos o comida, hasta las once de la noche, para los hambrientos post- shows.

Esa noche probamos la propuesta para Miami Spice. Como entrada podrás elegir entre las Croquetas Arancini de Risotto de trufas con salsa de arrabiata y queso o camarones grillados con un toque de Sriracha y una salsa de mango, albahaca, queso de cabra y una vinagreta de Jeréz. Para los platos principales, Cultura ofrece un Bacalao con salsa de vino, puré de alcachofa, con piña y cilantro; Un Churrasco grillado con papas fritas estilo provenzal y succotash (un cocimiento de maíz y frejoles) y/o unos ravioles de langosta con salvia y broccolinis tempura. Todas opciones muy sabrosas, pero la carne fue mi favorita.


El postre me recordó a mi país. Ellos lo llaman Roulade de Caramelo pero para mí era el Brazo de Reina (rollo de queque relleno con manjar típico de Chile) que hacían en mi casa de pequeña. Y venía hasta con mermelada de melocotón, típico de mi abuelita. La verdad es que no sé cómo me lo comí todo después de tanta comida, pero los recuerdos hacen milagros. ¿Qué hubieran hecho ustedes? Si se trata de relajarse no se puede estar pensando en la dieta!!

Joanna Wurmann
Corresponsal Miami Mujer y Punto.

*El Programa  Tentaciones de Miami incluye: Meses de Spa (julio y agosto); De Las Especias (agosto y septiembre); Entretenimiento (octubre y noviembre); Arte Y Herencia Cultural (diciembre y enero); Salud y bienestar (febrero y marzo) y Hoteles (Junio hasta septiembre)
** Curio – A Collection by Hilton, colección global de hoteles de lujo caracterizados por la singularidad de sus servicios. Cada uno de ellos forma parte de la fibra cultural de su ciudad. Cada hotel de la colección Curio es una obra maestra que refleja lo que lo rodea.

Leer articulo completo

Comentarios

Video Destacado

Lo que podría gustarte