Destacados / Lo más reciente! / Relaciones /
viernes, 9 junio 2017

4 formas de traicionar a tu marido que no involucran una infidelidad

Etiquetas: , , ,

Hay muchas cosas que pueden romper o debilitar el vínculo en la pareja, aunque no sean precisamente una infidelidad.

Aunque poner el cuerno es la forma más común de traición, estas 4 actitudes también podrían ser consideradas desleales, rayando en traicioneras.

¿Las has hecho?

1. Ponerle más atención a tu celular que a tu marido
Una de las relaciones en las que más se nota la influencia de los smartphones en nuestras vidas es en una pareja. Si cuando te casaste se prometieron platicar todas las noches, acompañarse durante la vida y conversar en cada cena y ahora ambos se la pasan metidos en su celular, lo que le están diciendo al otro (de manera indirecta) es que lo que está pasando en sus redes sociales es más importante que lo que tiene para decirle su pareja.

2. Hablar mal de tu pareja
Esta es una de las peores formas de traición, comparable con la infidelidad. Encima, puede tener consecuencias muy graves para tu relación. Cuando le cuentas a otras personas los problemas que tienes y hablas mal de tu esposo la gente suele formarse opiniones incorrectas sobre la persona con la que compartes tu vida. Una cosa es comentar una situación aislada con una de tus amigas, o platicarle un problema a tu hermana buscando su opinión y otra es hablar mal de tu marido.

3. Descuidar a tu pareja por los hijos
Es difícil balancear prioridades, pero si cada vez que se presenta el momento de tomar una decisión pones a tus hijos antes que a tu pareja puedes terminar con un severo caso de falta de atención. Claro que tus hijos son lo más importante en el mundo, también lo son para tu pareja, pero si por esto descuidas tu relación también estás traicionando a tu marido.

4. Tener a un nuevo confidente emocional
Esto pudiera confundirse con infidelidad emocional, pero va mucho más allá, porque esto no se limita a una persona del sexo opuesto que pudiera atraerte, sino a una nueva figura que se vuelva tu confidente como antes lo era tu marido. Si terminas haciendo de otra persona tu nuevo confidente, aunque no haya ningún sentimiento romántico involucrado, estás traicionando a tu pareja.

¿Agregarías otra forma de traición a la lista?

Por: Caro Saracho

Leer articulo completo

Comentarios

Video Destacado

Lo que podría gustarte